Cancilleria

InicioHome_Mobile

La soberanía social, uno de los principales enfoques de la Cancillería en las fronteras en el 2017

29/12/2017
La soberanía social, uno de los principales enfoques de la Cancillería en las fronteras en el 2017

 

Bogotá (dic. 29/17). Un trabajo articulado para llevar proyectos que fomenten el desarrollo social y económico en las poblaciones de frontera ha realizado la Dirección para el Desarrollo y la Integración Fronteriza a través del programa Plan Fronteras para la Prosperidad (PFP), la implementación del CONPES 3805 ‘Prosperidad para las Fronteras’ y los planes binacionales con Ecuador y Perú.

Con una inversión de $165 mil millones de pesos, de los cuales la Cancillería ha aportado $74 mil millones de pesos, el Ministerio de Relaciones Exteriores, a través de la Dirección para el Desarrollo y la Integración Fronteriza y su Plan Fronteras para la Prosperidad (PFP), tiene ejecutados y en ejecución 796 proyectos en las zonas de frontera del país. Esta inversión, la cual se ha dado desde el año 2010, tiene como objetivo impulsar la inclusión de los territorios limítrofes como un elemento esencial de la agenda bajo la premisa de que el trabajo implementado en pro del mejoramiento de las condiciones de vida de las zonas fronterizas, deriva en el fortalecimiento del posicionamiento de Colombia a nivel regional.

En los 13 departamentos de fronteras y sus 77 municipios fronterizos, se identificaron, ejecutaron y cofinanciaron programas y proyectos en los sectores de agua y saneamiento básico, ambiente, deporte, gobernabilidad, energía, desarrollo económico, cultura, educación, salud e identificación. Se debe resaltar que el alcance de los proyectos a implementarse se hace con base en las problemáticas previamente identificadas con las comunidades mediante una metodología participativa que involucra a los actores locales, líderes comunitarios, autoridades regionales, corporaciones ambientales, y en última instancia, a las entidades nacionales sectoriales que dictan la línea para la preparación de la intervención.

Principales logros 2017

El sector de agua y saneamiento básico se enfocó en tres programas: ‘Obras para los sistemas de abastecimiento de agua potable y tratamiento de aguas residuales’, ‘Aseguramiento de la prestación del servicio de agua potable y aguas residuales’ y ‘Conexiones intradomiciliarias’, que benefician a más 20 mil personas de las áreas rurales fronterizas de Nariño, Cesar y La Guajira.

Más de 1.473 familias se beneficiaron con programas de seguridad alimentaria, cadenas productivas e infraestructura productiva, impulsados por el sector de desarrollo económico en los departamentos de Nariño, Putumayo, Amazonas, Vaupés, Guainía, Arauca, Vichada, Norte de Santander, La Guajira, Chocó y San Andrés, Providencia y Santa Catalina.

Por otro lado, el sector de gobernabilidad se enfocó en apoyar proyectos de cultura ciudadana, formulación y actualización de esquemas de Ordenamiento Territorial y fortalecimiento de la asociatividad en los departamentos de Cesar, Norte de Santander y el Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina.

El sector de energía implementó proyectos en los departamentos de La Guajira, Amazonas, Nariño, Putumayo y Vichada, donde se priorizó la generación de energías alternativas. Adicionalmente, se sumaron esfuerzos con las entidades del sector de energía nacional, para apoyar la realización del Plan de Energización Rural Sostenible del departamento de Norte de Santander. En cuanto a interconexiones binacionales, se realizaron acciones con el Ministerio de Minas y Energía para gestionar la interconexión entre Colombia, con Puerto Leguízamo (Putumayo) y Soplín Vargas (Loreto) en Perú, que hace parte de los compromisos de infraestructura del Plan Binacional con Perú. 

A través del sector de ambiente, durante el 2017 se impulsaron acciones en el marco de los programas de calidad ambiental e investigación en recursos naturales, y de potenciamiento de capacidades de biocomercio, innovación y ordenamiento ambiental, de los cuales se encuentran en ejecución seis proyectos. Más de 56 mil beneficiarios de estos proyectos se encuentran en departamentos fronterizos de Cesar, Arauca, La Guajira, Norte de Santander, Nariño y el Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina.

Desde el sector de deporte, se generaron alternativas que permiten a niños, niñas y adolescentes de las poblaciones fronterizas más vulnerables del país, avanzar en la identificación de su proyecto de vida y el de su entorno, así como construir escenarios de paz con el fin de fortalecer el tejido social y la promoción de procesos comunitarios en territorios fronterizos históricamente afectados por la guerra. Se han beneficiado más de 2.595 niños, niñas y adolescentes y aproximadamente 15.000 miembros de comunidad de 50 municipios de frontera que han participado en los programas Paz en Movimiento y Más niñ@s jugando rugby.

Igualmente, durante el año, el sector de cultura enfocó su trabajo al fortalecimiento de los escenarios de formación y promoción musical sinfónica y de iniciación para 1.596 niños, niñas, adolescentes y jóvenes que se benefician del programa ‘Música en las fronteras’. La intervención realizada, beneficia a 14 municipios de frontera y busca incorporar un enfoque binacional. En el proceso participan 20 estudiantes ecuatorianos, pertenecientes a los centros musicales de Ipiales y Puerto Leguizamo; dos peruanos, 27 venezolanos y 11 brasileños, en Leticia. También se apoyó la realización del ‘Diplomado convergencia, paz y frontera’, con el cual se logró fortalecer las capacidades de 25 creadores de contenidos pertenecientes a comunidades indígenas del departamento de Nariño como herramienta para la construcción de paz en el territorio. Luego de la decisión del Comité Intergubernamental de Patrimonio cultural inmaterial de la Unesco, de incluir la música vallenata tradicional en la Lista de Patrimonio Cultural Inmaterial en necesidad de salvaguardia urgente, se apoyó la segunda fase del proyecto ‘Música vallenata en sintonía’, a través del cual, desde la comunicación, se contribuye a la difusión y apropiación social del vallenato como patrimonio cultural, destacando su riqueza e incidencia en las costumbres y estilo de vida de las comunidades beneficiarias del proyecto.

Durante el año de 2017, el sector salud e identificación, realizó acciones para fomentar un desarrollo óptimo y eficiente de los convenios suscritos en las diferentes zonas del país. Se han implementado 47 puntos de telemedicina a lo largo del país, además de un centro de acopio para promover la seguridad alimenticia en la Alta Guajira, ubicado en Puerto Estrella, Uribia.
Pasando a otra área de trabajo, la política pública ‘Prosperidad para las Fronteras’ cuyo instrumento principal es el CONPES 3805, finalizó el 2017 con una ejecución del 49.6% de los recursos programados: $2 billones ejecutados, de $4.1 billones programados (según reporte del Sisconpes).

Por otra parte, en el ámbito de integración regional y relacionamiento con los países vecinos, se debe mencionar el Plan Binacional de Integración Fronteriza Ecuador – Colombia y sus principales avances durante 2017. Tras analizar diferentes propuestas técnicas y financieras de diferentes entidades del orden internacional, las Cancillerías de Ecuador y Colombia concertaron que el Banco Interamericano de Desarrollo -BID será el administrador del Fondo de Desarrollo Fronterizo, al cual se cargarán iniciativas de inversión pública enfocadas en esta zona. Por el momento, el perfeccionamiento del acuerdo de administración en esta materia es un trabajo que adelantan actualmente los Ministerios de Relaciones Exteriores de ambos países. De la misma forma, los gobiernos de ambos países, a través de sus entidades de planeación, hicieron seguimiento a la implementación de una agenda de mejora regulatoria, concertaron el modelo de gestión para el Sistema Binacional de Información y acordaron un plan de trabajo para socializar el documento del Plan Binacional en el territorio y dar conclusión al ejercicio de Prospectiva 2030.

Finalmente, de manera análoga, con el Plan Binacional de la Zona de Integración Fronteriza Perú – Colombia, y como parte del mismo proceso, las Cancillerías de Perú y Colombia determinaron que el Banco Interamericano de Desarrollo hará las veces de administrador del Fondo Binacional. Sumado a lo anterior, el 19 de octubre pasado, las partes firmaron un Memorando de Entendimiento en el cual manifiestan su voluntad de adelantar las acciones necesarias para perfeccionar un acuerdo de operación que permita implementar acciones en beneficio de las comunidades asentadas en la zona de frontera común. En este marco, seis iniciativas en los sectores de desarrollo económico, cultura, sostenibilidad medio ambiental y salud han sido concertados técnicamente y esperan iniciar ejecución durante el primer semestre del próximo año. Adicionalmente, las entidades de planeación de ambos países - DNP y CEPLAN - adelantan un plan de trabajo que concluirá en 2018 con el fin de actualizar el documento del Plan Binacional, incorporando un ejercicio de prospectiva a 2030 y la visión amazónica 2035.

 

Boton aumentar tamaño de letra Boton disminuir tamaño de letra Boton Contraste